.

04:23hrs


sábado, 18 de noviembre de 2017

Vigente, mi aspiración a candidatura presidencial: Eruviel

Eruviel Ávila Villegas, líder del Partido Revolucionario Institucional en la Ciudad de México, ratifica su aspiración por la candidatura a la Presidencia de la República y advierte que no está muerta, está más vigente que nunca.

“Sí, ni me encarto ni me descarto, estoy vigente, dispuesto a buscar la candidatura una vez que se fijen los tiempos y ello de ninguna manera afecta con la encomienda que tengo actualmente: llevar al PRI en la Ciudad al triunfo”, declara a EL UNIVERSAL en la oficina que ya estrena en el CEN, porque desde ahí despachará, pero el mayor tiempo lo pasará en la calle, visitando las 16 delegaciones políticas de la capital.

El político mexiquense considera que reúne los requisitos para aspirar a Los Pinos. Reconoce que voltea a ver hacia lo grande, pero sin la obsesión por el poder. Está consciente de que si no se da esta aspiración tampoco le competirá a sus compañeros del mismo partido como podrían ser José Narro, Aurelio Nuño o hasta Claudia Ruiz Massieu.

Aclara que él no compite a nivel partido porque lo que debe prevalecer es la unidad, por eso coadyuva en lo que sea necesario. Con toda convicción garantiza que todos los aspirantes que suenan, por supuesto los del PRI son mucho mejor que cualquiera de los que se divulgan en la oposición. Los cuatro, cinco, siete… y para no cometer alguna discriminación mejor ya no dice nombres.

“Si los priístas del país nos concentráramos en ello, en el interior supremo de nuestro partido y de nuestra causa, haciendo a un lado los intereses personales —legítimos, ¡eh!—, estoy cierto que otro gallo nos va a cantar y vamos a conservar la Presidencia de la República, además podemos conseguir la mayoría de los espacios en las diferentes cámaras, delegaciones y alcaldías”.

Sin planearlo, al ex gobernador del Estado de México hasta le sale el eslogan de que en estos tiempos, rumbo a 2018, “primero el país, primero la gente y el PRI antes que cualquier aspiración personal, siempre”.

Está seguro de que el tricolor en la Ciudad aportará una muy buena oferta con el perfil ideal para candidato a jefe de Gobierno, “nos va a jalar para bien”. Incluso, no descarta hasta algún jefe delegacional o un legis-lador, aunque le apuesta más a un perfil de talla nacional.

Para concretarlo el ex gobernador se propone como primer reto fortalecer la unidad en el instituto político, reuniéndose con las diferentes expresiones e incluso invitándolos a hacer una tregua a sus diferencias internas, tal vez históricas.

“Están en juego muchos cargos, el PRI habrá de aportar un buen número de votos al próximo Presidente de la República, que será priísta —lo puedo adelantar—, vamos a llegar competitivos para dar la pelea en la jefatura de Gobierno”, se compromete Ávila Villegas.

Testifica que todos los ex presidentes del PRI capitalino son importantes para él y para su dirigencia.

Habla de Cuauhtémoc Gutiérrez de la Torre, acepta que lo ve como un ex presidente del partido e integrante de la Comisión Política Permanente, no por orden o por mandato suyo, sino porque así lo marcan los estatutos. “Así que en su caso como en el del resto de los ex presidentes, lo necesitamos y son bienvenidos”.

El mexiquense opina que el Frente Ciudadano por México como tema de mercadotecnia suena muy bien, pero está condenado al fracaso.

“Lo que no concibo es cómo juntar el agua y el aceite en un mismo recipiente, esto es lo que le podrá complicar el desarrollo de sus campañas y la postulación de sus candidatos. Una coalición o alianza más que nunca no se da por decreto sino por consenso y de la mano con la militancia, de lo contrario ésta u otras están condenadas al fracaso”.

De ahí que admite que si la oposición se ha aprovechado de coyunturas, errores y debilidades de los priístas “¿por qué no hacerlo nosotros? ¡Claro, hoy encontramos un PRD fracturado, un PAN fracturado, Morena fracturándose! Así que esta coyuntura, como dicen por ahí, los astros se están alineando, las circunstancias se están dando para bien y vamos a aprovecharlas”.

Lo asemeja como lo que ocurre en un partido de futbol, “un capitán sin un buen equipo no podrá dar buenos resultados y un capitán con un equipo ganador, como lo estamos construyendo, vamos a dar muy buenos resultados, lo aseguro.

“No vengo a ver si puedo, sino porque puedo vengo y lo vamos a hacer juntos, nunca solo. He ganado elecciones, he ayudado a ganar, sí me gusta, es mi vida, me he hecho a base de elecciones, le sabemos un poco y esa experiencia la vamos a poner al servicio de mi partido político”.

Diana Villavicencio | El Universal